La rocambolesca historia de la calculadora gráfica y el proceso de desarrollo de aplicaciones en Apple

  • Anotaciones al margen
  • El oficio y el negocio
por

La historia de la calculadora gráfica incluida en los PowerPC da pistas sobre el proceso de calidad de desarrollo de software en una empresa que produce objetos de deseo y que, filias y fobias a parte, constituye probablemente el non plus ultra de la experiencia de usuario en electrónica de consumo.

En 1993 los programadores desempleados Ron Avitzur y Greg Robbins desarrollaron por libre la calculadora gráfica incluida en el sistema operativo de los PowerPC de Apple. Lo hicieron de tapadillo, gratis, colándose durante meses en las instalaciones de Apple, eludiendo los controles de acceso, apropiándose de despachos vacíos, mudándose cuando alguien los descubría accidentalmente y consiguiendo esquivar las investigaciones internas. Finalmente Avitzur y Robbins consiguieron pases de trabajadores de la cafetería y siguieron a lo suyo hasta completar el proyecto.

La calculadora gráfica es un paradigma de las aplicaciones geeks. Elegante, sencilla, potente, repleta de glamour pixelado. Se dice que posibilitó que las humildes escuelas públicas americanas pudieran impartir matemáticas infantiles de forma eficiente. Hoy en día se sigue distribuyendo.

La historia –encantadora, deliciosa, rocambolesca, ¡verídica!– ilustra el arduo proceso de desarrollo de una cosa tan nimia como un minúsculo accesorio en un sistema operativo. En un momento dado de la historia, Avitzur y Robbins enseñan a los jefes su trabajo. Los directivos lo alaban. Después preguntan a qué departamento pertenecen, “a ninguno”, y se ríen pensando que están de guasa, que es un chiste. Entonces se enfadan: se han saltado el proceso de calidad, un riesgo terrible. Testeo, pruebas unitarias, validación, experiencia de usuario, interfaz, rendimiento, pruebas de estrés, ensayos de usuario: lo que hace un producto redondo y sólido. Avitzur cuenta el proceso subsiguiente, del que seguramente puedas sacar algunas conclusiones o simplemente pasar un buen rato y (lo lamento si es una pega) practicar tu inglés.

Los enlaces: